miércoles, 1 de octubre de 2008

Zaragoza, 26, 27 y 28 de Septiem. del 2008

-------------------------------------------------------------------------------------------------

Antes de empezar con la crónica en si, quisiera agradeceros a todos los ánimos recibidos. El día 09 de Septiembre tiré la toalla y decidí no acudir a la carrera. Después de una tirada de 29 km. el domingo anterior, ese día me forcé demasiado con 16 km. por montaña y acabé, ya no molestias, sino con dolores en el tendón. De ahí mi silencio durante todos estos días. Me desanimé mucho y a no ser por vuestros comentarios e intercambios de opiniones en el blog, así como las llamadas de Fran, el día 28 no hubiera estado en la linea de salida de Zaragoza. Gracias a todos. Si algo he aprendido en todos estos días es que preparar un maratón es muy duro, tanto física como mentalmente, que debes aprender a convivir con las molestias por que llevamos el cuerpo a límites que no son normales. Me arriesgaría a decir que quizás es mas duro prepararlo que correrlo.

-------------------------------------------------------------------------------------------------

26/09/08


Llega el día esperado. Todo organizado para salir hacia Zaragoza. Hotel reservado, inscripción realizada y como tenía tantas dudas sobre mi participación, al final vamos en coche. Hemos optado por dejar a Àlex, mi hijo pequeño de 3 años, en casa de mis padres para evitarle la paliza de seguir la carrera, ya que es demasiado pequeño(en otra ocasión será). Después de dejar a Àlex, mi hijo mayor Pol y un servidor recogemos a Mª Carmen, mi mujer, a la salida del trabajo cuando son las 7 y directamente nos vamos hacia Zaragoza. Llegamos sobre las 10:30 de la noche al hotel Hiberus de Zaragoza, en la zona nueva de la Expo. Es uno de los hoteles que tiene un acuerdo con la organización del maratón, con unas tarifas muy razonables a pesar de tener 5* y permiten la salida del mismo el domingo a las 5 de la tarde, con lo que podremos dejar las maletas en la habitación y ducharnos después de la carrera. Queda muy lejos de todo, la zona está totalmente muerta y dehabitada, pero la linea de llegada del maratón cae justo delante de la entrada del mismo, por lo que si termino el recorrido la ducha estará a tan solo 100 metros.


Pol se lo pasa pipa con los lujos del hotel, al que evidentemente no estamos acostumbrados. Todas las persianas son eléctricas, es muy minimalista y moderno. Desde la cama ves la bañera y puedes accionar una cortina para ver la TV. Y todo eso con unas vistas excepcionales al puente del tercer milenio, puente por el que pasa el recorrido del maratón en el km. 35 y nuevamente en el km. 42.






27/09/08

El sábado me despierto muy pronto, no puedo dormir. Los nervios me empiezan a jugar malas pasadas. Me acuerdo que no le he dicho nada a Lucas y bajo a recepción a pedir un acceso a Internet desde el cual le envío dos mensajes con mi número de teléfono para que me llame si los ve a tiempo.


Sobre las 9 de la mañana salimos del hotel a desayunar y a buscar los dorsales. El Corte Inglés de Independencia es el sitio donde se recogen y a las 10 ya hay bastantes corredores a buscar la bolsa. Dentro de la misma y a parte del dorsal 346 que me ha correspondido, hay varios obsequios, casi todos ellos relacionados con la Expo. Pins de Flubi, gorras de Flubi, Camisetas de la Expo, bolígrafos de Flubi, etc. etc. etc.


Después de esto vamos a pasear por Zaragoza. Visita de rigor a la Virgen del Pilar y seguidamente con el mapa del recorrido vemos con Mª Carme los puntos donde se van a esperar al día siguiente el paso de la carrera. Determinamos 5 puntos de paso a parte de la salida y la llegada. El km. 9 que tiene su paso muy cerca de la salida. El km. 22 al ladito de la basílica del Pilar. El km. 26 en el puente de piedra, aunque este no es seguro por que la distancia entre este y el siguiente es bastante larga para ellos. El siguiente es el km. 34 en la rotonda de la Avda/. Ranillas, donde se vuelve a pasar en el km. 39 para ya encarar el tramo final que nos llevará a la meta que está muy cerquita. Esto hace que la recomendación de no andar demasiado el sábado suene a broma, ya que nos hemos pegado un buen palizón y se ha hecho hora de comer. Vamos a un bufet con el que la organización ha pactado unos precios especiales y se llena de corredores que ingerimos unos platos de pasta que asustan. Se respira ya un ambiente especial. La gente habla, se perciben los nervios. Difícilmente en ese establecimiento superaran la venta de espaguetis y macarrones de este fin de semana.




Volvemos al hotel a echarnos un rato y solo salimos sobre las 18:00 para hacer unas compras obligadas y cenar mas pasta. A eso de las 8 de la tarde me llama Lucas para quedar, pero muy a pesar mio a esas horas ya estoy tumbado en la cama para descansar las piernas, con lo que me dice que se acercará a la llegada al día siguiente, que eso de las 9 de la mañana es muy pronto. Por lo que me contó al día siguiente, creo que acerté no saliendo…..


Siguiendo un consejo de Fran de última hora, después del partido del Espanyol-Barça me tomo una cerveza sin alcohol bien fría y me quedo dormido hasta las 5 de la mañana.

28/09/08

 Aunque parezca mentira he podido dormir mejor esta vez que muchos días previos a otras carreras mas cortas. Me ducho y desayuno a las 6 h. 2 rebanadas de pan con jamón cocido que habíamos comprado el día anterior con un yogurt desnatado. Despierto a Mª Carme y a Pol que se visten para salir a las 7 y media hacia la salida. Debido a que estamos en pleno recorrido nos han recomendado no esperar a mas tarde de las 8 para salir del hotel, ya que no garantizan que se pueda llegar. El hotel donde nos alojamos es el mismo que ha elegido la organización para los VIP´s , por lo que nos encontramos en la puerta a los africanos esperando a que les lleven a la salida. Ellos no tendrán que coger un taxi, ya que tienen los coches oficiales en la puerta. No parecen demasiado agradables y la sensación que dan es que vienen a ganar y llevarse el premio. Que forma tan distinta de vivir una prueba.




Hace frío, estaremos sobre los 10 o 12 grados. Pol tiene mucho frío y se queja todo el rato(que mal me sabe hacerles pasar por esto, ellos si que se merecen una medalla al sufrimiento de tener que aguantarnos). Cuando llegamos al Parque Grande, lugar de la salida, son casi las 8 y ya hay una multitud de corredores y otros muchos que van llegando poco a poco. Este ambiente si que me gusta. Me siento a gusto entre ellos. En esos momentos es cuando mas me gusta este deporte. Ilusiones, ganas, instintos de superación y muchos mas valores sobre los que tanto escribimos y leemos se dan cita en los minutos previos a la salida. No deja de ser similar a lo que sucede en una media o unos 10.000, pero si que, de algún modo, se percibe algo distinto. No sabría como explicarlo, si solo me sucederá esta vez, si solo son sensaciones mías o si es algo habitual en este tipo de pruebas, pero un halo de respeto flota en el aire. Es mucho lo que tenemos por delante y para algunos de nosotros totalmente desconocido.


Realizo unos trotes para calentar, estiro muy bien los músculos dando especial atención a mi querido tendón, visito las casetas para “vaciar” los nervios en todos los sentidos y poco a poco se acerca la hora de la verdad. Me encuentro a 2 corredores del Club Fondistas del Penedés, que vienen de Vilafranca del Penedés, ciudad vecina a Vilanova, con camisetas de su club y les saludo. Hablamos unos minutos mientras trotamos y nos deseamos suerte. Su ritmo de carrera será mucho mas rápido del que voy a llevar yo, por lo que nos separamos para buscar sitio en la salida.


A solo 5 minutos para las 9 me despido de mi mujer para que se dirija la la linea de salida, me desea suerte y me da un abrazo. El próximo será bastante mas adelante. Le doy un beso también a mi hijo y me situo en la aglomeración de la salida. Veo el globo de las 4 horas, y decido ponerme mas o menos por sus inmediaciones.


Empieza la cuenta atrás y suena el disparo de la salida. Primero un andar despacio para aumentar el ritmo hasta un ligero trote y pasar finalmente bajo el arco con un trote suave envuelto de los clásicos pitidos. El ritmo inicial lo marco en 5:40 ´/km. Pegándome al globo de las 4 horas. Recorro los primeros 10000 muy cómo a ese ritmo, charlo un rato con un corredor de Zaragoza que sale de una lesión y me cuenta que intentará acabar sin haber entrenado(lo podéis ver en la foto con el dorsal 935) pero a pesar de eso me obligo a ser cauto y recordar que la carrera es mucho mas larga. Mi hinchada especial me está esperando en el primer punto, el km. 9, y ellos son los que sacan la foto. Empiezo a darme cuenta de lo implicados que están en mi aventura, ya que me animan de una manera impresionante. En el avituallamiento de los 10 km. me dice que afloja el ritmo para no pagarlo mas tarde con lo que lo pierdo. Por mi parte empiezo a tomar agua con la intención de no pasar ninguna mesa sin hidratarme. Parece mentira lo que aguanta el cuerpo, pero desde los 500 m. que me han cogido ganas de orinar, pero aguanto. Mas tarde me daré cuenta que hasta media tarde no lo hice, con lo que la resistencia fue tremenda.



Y mientras tanto el ganso no quiere perderse el evento, si me a acompañado en la preparación, no va a ser menos el día de la carrera. Se mantiene la molestia leve que me ha acompañado en las últimas 4 semanas de entrenos pero sin ir a mas, como ya me tiene acostumbrado. Cruzo los dedos para que sea así todo el rato.


Como el ritmo me resulta muy cómodo, me mantengo pegado al globo, a unos 50 m. por detrás, ya que parece que ese Sr. lleve un imán en el cuerpo. Que montón de gente que lleva detrás. Delante casi nadie, a los lados y detrás casi nadie, pero por sus inmediaciones somos sin exagerar unos 200 o 300 corredores. Sigo la ruta por la ciudad, por calles que no conozco y un poco perdido sobre mi situación. Menos mal que los puntos km. estaban a mi modo de ver bien marcados y al menos de esa manera mantenía una referencia de lo que me faltaba para reencontrarme con Mª Carme y Pol. A partir del avituallamiento del 17,5 empiezo a comer un cuarto de plátano cada 5 km.y sigo hidratándome cada 5 km.


Llego a la media pegadito al globo, de manera que la paso con un tiempo de 02:00:26, algo mas rápido de lo que tenía previsto. En mis mejores previsiones no estaba el mantener ese ritmo, ya que en las últimas tiradas largas de 25 km. Acabé muy tocado a 5:40, pero sigo encontrándome fuerte por lo que sigo ahí.


Justo al ladito del Pilar, sobre el km. 22, me encuentro de nuevo a Mª Carme y Pol gritando y empujándome con sus ánimos. Tenían todo lo que les dije que podía necesitar preparado, toallas, fruta, agua, menuda organización. Que arropado me hacen sentir.



Desde ahí tenían que ir andando hasta la Expo, con lo que tenían unos 3 km. El siguiente punto de encuentro era en el puente de piedra, pero solo estarían allí si veían claro lo de llegar a la Expo antes que yo. Cuando llegué a el, después de pasarlo enterito vi que no estaban. Como los eché en falta. Parece mentira lo que hacen tus allegados acompañándote. Es imposible de explicar.


En esos momento me doy cuenta que he perdido de vista el globo de las 4 horas. Preguntando a los que estábamos por ahí me cuentan que se les ha reventado, con lo que pierdo la referencia de mi posición. El grupo a estas alturas de la carrera ya se había estirado bastante y no había la aglomeración del principio. Sin esa referencia probablemente bajé el ritmo para buscar uno mas cómodo. Después del km. 26 el tramo era todo de una ligera pero constante subida, con lo que ya empiezo a ver gente que tiene que caminar. Yo mantengo el ritmo mínimo de 5:50, pero el ver a gente caminando de alguna manera te hace aumentar la prudencia. Pero estoy bien y sigo adelantando corredores.



El km. 34 era el siguiente punto de encuentro con los mios. Ahí y después de la pendiente empiezo a notarme las piernas algo cansadas, pero para no preocupar a Mª Carme, le digo que estoy perfectamente, que empiezo a sentirme algo cansado pero no mucho. Tiran de mi de nuevo una barbaridad, y Pol me da una bebida isotónica que cojo sin dudarlo. Acabo de beber, pero quién se puede negar viéndole. Este punto es una rotonda que se encuentra en la Avda/. Ranillas y la Expo por la que pasaré de nuevo en el km. 39 y que está al ladito de la llegada. Bajando hacia el 35 paso por el lado opuesto de la meta, veo a corredores que están terminando y a mi me quedan todavía 7 km. Paso el puente del tercer milenio por primera vez con la marca del km 35 y después de ese punto el recorrido transcurre por un empedrado que mis gemelos acusan. Me da la sensación de que me puede entrar una rampa en cualquier momento, pero aguantan bien. Le pasaría a mucha gente, ya que desde ese momento la cantidad de corredores que adelanto mientras caminan es impresionante. Hay mucha gente rota, estirando y sin poder mas. Yo sigo corriendo y me propongo no parar. Quiero terminar todo el maratón sin parar de correr. Me hago esa propuesta firme y pienso cumplirla. Desde el 38 al 39, siguiente punto de encuentro todo es subida. Mas gente rota, mas gente andando y mas corredores que adelanto. Al llegar de nuevo a la rotonda veo otra vez a mis alas particulares. Me gritan, me animan, me recuerdan que ya está. Les sonrío y sigo corriendo. Les digo que estoy bien y mi mujer al ver como llegaban los demás también se da cuenta. Creo que fui el único corredor que se hizo toda la subida corriendo sin parar en ese ratito. A pesar de eso, las piernas las tengo muy cansadas. Los cuádriceps me duelen ya mucho y en esos momentos es cuando entiendo ese dicho de los 30 primeros con las piernas, los 12 siguientes con la cabeza y los 195 últimos metros con el corazón. De nuevo cruzar un puente, mas subidas y volvemos al empedrado. Nunca hubiera dicho que un empedrado pudiera doler tanto, pero a estas alturas se nota mucho.


Ya estoy en el 41 cuando llego al puente. Mientras lo cruzo veo andando a los dos corredores de “Fondistes del Penedés” que ya han terminado. Les doy un grito y me animan a seguir. Solo queda cruzar el puente para llegar al 42. Sigo rápido adelantando gente. Finalmente veo el arco de la meta. Oigo los gritos de mi hijo y mi mujer mientras cruzo la linea de llegada levantando los brazos. Lo he logrado, después de tantas dudas mis piernas han aguantado y he completado los 42195 metros sin parar y sin dejar de correr. Paro el crono el 04:05:35, que después valido con el chip en 04:05:33. Mi mujer viene corriendo, pero se adelanta Lucas, que está apoyado en la valla de la parte trasera de la meta. Es inconfundible, sin pelo arriba, con pelo debajo y muy agradable, acompañado de su mujer. Le saludo, pero aparece por ahí mi mujer “reclamando” su protagonismo. Abrazos, besos, felicitaciones a ella y a Pol. De veras que nunca llegarán a ser conscientes de la gran ayuda que me han prestado en la carrera. Me siento bien, me puedo mantener en pie y hablo con normalidad. Veo corredores vomitando cerca y a alguno que se lo tienen que llevar en camilla, por lo que me puedo sentir afortunado de como estoy. Estiro el ganso, que se ha portado como un campeón, los gemelos, los cuadriceps, pero al rato de hablar con ellos, me empiezo a sentir mas cansado por lo que opto por tomas asiento. Hablamos con Lucas, de sus males, de los males de su perro, de sus 4 quilitos de mas, y de cuando vayamos a NY. Lo que mas mal me sabe es que mi estado en esos momentos no era el mas apropiado para hacer de relaciones públicas, por lo que seguro que no fui muy hablador. Te ruego me disculpes ya que hiciste el esfuerzo de venir a verme. En otra ocasión las cervezas las pago yo.







Bebo agua, como algo de fruta y me recupero un poco del cansancio. Lucas se tiene que ir, con lo que nos despedimos de su mujer y de el. Queda esa visita pendiente.


A partir de ahí, vuelta al hotel, ducha, comer algo suave a modo de barritas de cereales y de vuelta a casa a las 4, ya que tenemos que recoger al pequeño. Todo el mundo me decia que estaría muy mal después de la carrera, pero no fue así. Hasta cogí el coche a la vuelta y lo llevé todo el viaje. He estado mas mal los dos días siguientes que el mismo día. El peor día ha sido el martes. Los cuádriceps me duelen mucho. El simple hecho de subir, y sobre todo bajar una escalera es muy doloroso.


Pero lo mas importante de todo, es que YA SOY MARATONIANO. Que bien se siente uno después de lograr lo que hace tan solo un año era algo impensable. Repasando entradas del blog leo que la primera vez que participé en una carrera popular fue hace algo menos de un año, en Vilanova sobre una distancia de 7000 m. y dudé sobre si inscribirme por que nunca había hecho una “tirada tan larga”. Dentro de 2 semanas se corre la XXX edición de esa carrera. Esta vez seguro que participaré, pero como maratoniano. Como cambian las cosas cuando uno se lo propone.


Estos días me he planteado si con un poco mas de ritmo hubiera podido bajar de las 4 horas y ser sub 4 en mi primer maratón. Estoy seguro que si, pero probablemente no lo hubiera disfrutado tanto. No vi al del mazo, ni al muro ni a ninguno de esos. Espero verlo en Barcelona 2009 al intentar bajar las 4 horas. Ya tengo referencia y marca a batir.


De nuevo gracias a todos, los que leeis estas páginas, los que comentais los posts, y que de una forma u otra me habeis ayudado a lograr este objetivo. Y gracias a vosotros, Mª Carme y Pol (y a Àlex que a su manera estuvo presente) por acompañarme todo el fin de semana y especialmente el domingo 28/09/08.



28 comentarios:

Albert Gràcia dijo...

Joan, leer esta crónica ha sido un autentico placer.

Este magnifico mundo de los Blogs es capaz de unirte a gente "desconocida" y que formen parte de tu vida.

Me siento orgulloso de ver como has conseguido llevar a cabo tu sueño en tan poco tiempo.

Espero que en Marzo del 2009 estemos juntos en la linea de salida de la Maraton de BCN.

Un abrazo.

Lucas dijo...

Después de leer la crónica es casi, casi como si yo también hubiera corrido la maratón a tu lado.
Enhorabuena de nuevo por la gesta.
Ah!! y no son 4 los kilos que me sobran...más bien son 14...por lo menos !!
Cuidate.

Javier HG. dijo...

querido JOAN, he llegado y he ido directo a ver si habias puesto la cronica, veo que si, asi que dejame leerla con emocion, y cuando la lea aun con la emocion de un debut te contestare como te mereces, ANIMO JOAN, BIENVENIDO AL MUNDO MARATONIANO, LO TUYO ES INCREIBLE I EMOCIONANTE.

German Alonso dijo...

Llevas un año metido en este mundo y nosotros hemos leído tus progresos, tus dudas y tus triunfos. Me alegro muchísimo por ti porque como dices se lo que cuesta preparar un maratón y lo has hecho de lujo.
Estoy por nombrar a Lucas mascota oficial de blogueros maratonianos porque el tío está siempre ahí en la meta esperándonos.
Mención especial merece tu familia que te acompañó en el viaje y pasó frío (pobrecillo) esperando tu salida.

ENHORABUENA de verdad y ten en cuenta que el listón va subiendo y ahora te toca bajar de cuatro horas...

Abrazos, Germán.

Kal dijo...

Es mi primera intervención en tu blog aunque te sigo hace unos meses. Soy Fernando, de Málaga. Encantado. :)

Sólo un mensajito para decirte lo mucho que me ha gustado tu descripción de tu primer maratón, felicitarte por el esfuerzo de estos meses, por coronarlo con éxito y darte las gracias por compartir la experiencia.

Saludos.

Fran dijo...

Me has emocionado... tanto ó más que cuando he hecho mis maratones, nostalgia de recordarlos y alegría de compartir todas esas emociones indescriptibles.
Guarda esa medalla como oro en paño y espero que le vayas preparando un lugar destacado en el que, seguro, no estará sola. Parte de ella les pertenece a Pol y a la Carme. Un beso para ellos.
Nos vemos en Vilanova el dia 19. Un abrazo, maratoniano!

Grimo runner dijo...

Lo sabía, sabía que lo conseguirías y como disfrutaste del debut, fue el primer maratón soñado por todo el mundo, con la gente que quieres animando, sin muro, mazo o garrota y saboreando cada kilómetro. Me ha emocionado de verdad tu crónica, no sabes lo mucho que me alegro. Un abrazo muy fuerte para ti y para tu familia.

Espectacular Joan.

Gregorio Toribio Álvarez dijo...

Hay que quitarse el sombrero porque completar esos 42 kilómetros no está al alcance de cualquiera. Nosotros con Media y ya terminamos para el arrastre...

ENHORABUENAAAAAAAA!!!!!

Sylvie dijo...

Joooooooooo...me la he leído toda todita...y es tal cual lo vivimos todos... muy en especial, por ese super par de fans, que tanto ayudan y tanto se necesitan en muchos momentos.
A mi también me pasó en el maratón de Berlín, que no los vi donde esperaba encontrarlos y se me vino el mundo abajo...hay que tener la cabeza muy fuerte para seguir adelante sin sus ánimos.

Yo siempre digo que no conseguir hacer esa marca que nos proponemos, es lo que nos mantiene la motivación para volver a intentarlo en la siguiente...así que de nuevo muchas felicidades y a por ese sub4 en Barcelona.

Besitos, maratoniano.

Ps: anda que tener al Lucas como pomponera en la meta...tela!!!

Paco Montoro dijo...

De pe a pa he leído y disfrutado de tu crónica maratoniana, escuchando a la vez de fondo ese piano.
Desde que te empecé a leer, sabía que no tardarías mucho en terminar una marathon. Lo has echo y de una forma envidiable, casi doblando y sin parar.No has tenido una diferencia dispare entre la primera media y la segunda, demostrando así, que has corrido inteligentemente.
Felicidades a tu familia por su apoyo, y claro está a ti maratoniano Joan

Francho dijo...

Yo estoy empezando a darle a esto del asfalto desde hace poco tiempo.

Solo decirte que después de leer tu crónica esta mañana en el curro estoy malo por ponerme de nuevo las zapatillas. Me ha emocionado, con todas sus letras.

Algún día también podré describir mi primera maratón... sé que lo haré entre otras muchas cosas por relatos como este.

Saludos y sigue así!!

(Y enhorabuena, claro)

Juanito dijo...

De nuevo enhorabuena, y de verdad que he sentido envidia sana al leer tu crónica, ver que has conseguido lo que hace un año era impensable para ti, ver como te ha ayudado tanto tu familia y ver sobre todo lo que has disfrutado del fin de semana y de la carrera que encima has finalizado sin caminar y entero, enhorabuena maratoniano. Y lo mejor es que por lo que cuentas tienes mucho margen de mejora, pero ahora a descansar y correr esa carrera de 7 km. que fue tu punto de partida.
Y otra cosa, viendo todo lo que cuentas de gente destrozada se me quitan las ganas de correr algún dia una maratón, jeje, un saludo

Javier HG. dijo...

JOAN... ME HA EMOCIONADO DE VERAS EL VER COMO A DIAS ANTES DE EL MARATON SUFRISTES LO INDECISO PERO TU FUERZA DE VOLUNTAD A PODIDO MAS... ME EMOCIONA VER COMO LO HAS LOGRADO Y CON ESE PEDAZO DE TIEMPO... PERO RECUERDA LO MAS IMPORTANTE ES SIEMPRE EL APOYO DE NUESTROS SERES QUERIDOS, TU MUJER TUS HIJOS... TUS AMIGOS...TENIAS QUE TERMINARLO TE LO HABIAS PLANTEADO Y LO HAS CONSEGUIDO, CON SUDOR Y SUFRIMIENTO PERO ESO LO LLEVARAS SIEMPRE CON EMOCION DENTRO DE TI JOAN....

SOLO PUEDO DECIRTE QUE LOS OBJETIVOS SE CUMPLEN CUANDO SE TRABAJA COMO EN LA VIDA MISMA.... ANIMO Y YA QUEDA MENOS PARA EL SIGUIENTE... A BAJAS DE 4H CAMPEON.

UN SALUDO.

SlowPepe dijo...

Bueno, chaval, que ya está la primera en la saca!!!
Preciosa crónica. Con tu permiso opino un poco al respecto: no sé quien te dio el consejo de la cerveza, pero lo que realmente funciona para dormir es tomarse un par de ellas bien frías Y CON ALCOHOL, jejeje.
Tengo que felicitarte por varias cositas: lo primero por tener ese grupo de apoyo logístico-espiritual que se pilla el coche, se mete la kilometrada hasta ZGZ, y luego se pasa toda la mañana arriba y abajo detrás del patriarca-proyecto-de-maratoniano. Cuida mucho a los tres. Lo segundo por lo que debo felicitarte es por tu determinación en perseguir el objetivo de la meta y hacerlo como tú quieres: corriendo todo el tiempo. Lo tercero por tu inteligencia a la hora de controlar los ritmos y disfrutar de la carrera. En Barcelona batirás esa marca (hasta ahora no tenías ninguna para batir) y haremos el calentamiento juntos (siempre que no calientes a toda pastilla, claro).
Estamos en contacto, MARATONIANO.

PD. ¿No te emocionaste ni un poquitoooo?

maratonman dijo...

Joan,de nuevo te felicito y has hecho una explendida crónica ,bien detallada,asi los que vamos por atrás cogemos tips que vas lanzando y aprendemos un poco.Lo del muro me estoy dando cuenta que es mas frecuente encontrarlo en gente poco preparada que en gente que como tu sufre mas entrenando que luego en la propia carrera,eso para mi tiene mucho más mérito si cabe y te has llevado la recompensa de no saber que es eso del muro,me alegro mucho.
Tiene muchisimo mérito y hay que tener una gran determinación para poder completar con buena marca una maratón con solo un año de entrenamiento y partiendo del sedentarismo absoluto y sobrepeso como ha sido tu caso,yo en cambio llevo desde el 2000 deseando correr una maraton y aún no he encontrado el momento,para que veas que el mérito que tienes es enorme.
Respecto a no bajar de las 4 horas,mira la parte positiva,ya tienes ese objetivo para la siguiente.
A las novias,mujeres e hijos hay que ponerles un altar pues padecen nuestras ausencias,nuestras cabezonerias y caprichos cuando a ellas esto de correr no les gusta ni lo mas minimo,realmente que esten presentes en nuestras competiciones tiene un enorme merito y hay que dar gracias a Dios por ello.
Ahora descansa esas piernas y seguire tus avances de cara a tu objetivo de bajar de 1 hora y 45 minutos en la Media,ese tambien sera uno de mis objetivos pero ya para el año que viene,este año con bajar de 2 horas me dare por muy satisfecho.
Gracias por la cronica y por regalarnos tus mejoras,avances,ilusiones y demás que son dignas de admiración y sirven de magnifico ejemplo para los que vamos por detrás.
Gracias por demostrarme que un pequeño dolor o molestia no es motivo suficiente para no salir a correr una maratón,quizá ese sea uno de los motivos de que yo lleve años esperando mi momento y el tuyo haya llegado en tan solo un año.Perdona por haberte tratado de disuadir y a ver si coincidimos en el próximo maratón de Zaragoza que si no hay nada raro espero poder correr yo también.
Un saludo Joan y te reitero mis felicitaciones y admiración,eres todo un ejemplo sin duda alguna de superación.

CarLitros dijo...

Estimado Joan.
Enhorabuena de nuevo. He disfrutado mucho con la crónica, cargada de sentimientos y sensaciones, que es lo más auténtico de un maratón. Siempre tuve claro que lo conseguirías a pesar de tus dudas finales. Puedes sentirte muy orgulloso de ti, sin duda.
Un abrazo

David Rodriguez Roures dijo...

De nuevo felicidades,con el apoyo de la familia,no hay nada imposible,ahora a disfrutar durante mucho tiempo de esa gran sensación de ser un gran atleta,aso no te lo quita nadie,felicidades también a tu mujer he hijo por el gran apoyo que te dieron,de verdad que me alegro,por todo lo que has sufrido para conseguirlo,ah y no te quepa la menor duda que lo peor de la maratón es prepararla,un saludo.

Ana dijo...

Vengo del blog de Grimo, que te dedica una entrada y todo, y no es para menos. ¡Felicidades! A ti y a tu familia, que seguro que les ha merecido la pena porque tienen que estar orgullosísimos de ti. El primer maratón es el mejor, a mí que no me digan. Que disfrutes mucho esas sensaciones.

schuster dijo...

Yo tambien vengo del blog de Grimo, me ha encantado tu cronica de la maraton, y practicamente creo que casi todos los que corren la primera maraton tienes esas experiencias, yo en mi primera maraton y unica de momento, tambien tuve la suerte de que no me salio el tio del Mazo, pero seguro que en la segunda intentona si se hace para mejorar, no me libro de el, jejeje.
Un saludo y a por el siguiente

Correoradelamuerte dijo...

¡No soy de la cuadrilla del mazo, calma! ;)
Una enorme enhorabuena. Emocionada con tu crónica de maratón :)

Oscarunin dijo...

enhorabuena

ANGELYTO41 dijo...

no se si llegara.

Oscar 1977 dijo...

Hacia dias que me rondaba por la cabeza tu maratón en Zaragoza. Cuando he entrado y he empezado a leer lo de tirar la toalla, ummm... pero no!!! ahí está!!! Campeón!!! Felicidades por finalizarla y luego por esa buena marca. Felicitats noi!!! Un saludo y a pensar en la siguiente...

Paco dijo...

La cronica es genial! me anima un montón a luchar por mi primer maratón, que sera en Barcelona. Enhorabuena

Paco dijo...

te añado a mi lista, seguiré visitandote

Mariona dijo...

Enhorabona maratonià!!
Quina serà la propera? ;-)

schuster dijo...

Buenas, en la series largas intento controlar las primeras vueltas, Ya que las hago en la Pista de altletismo. Aunque he de ser sincero que me cuesta una barbaridad controlarme. Intento salir lenta las primeras pero ni con esas, siempre voy a lo que tengo que ir o algo mas rapido, y ya sabes, eso luego se paga.

Un saludo

Rafa dijo...

Genial!! vivo en Barcelona, pero soy de zaragoza, y tu relato ha sido un bombazo de emociones..
También soy corredor, aunque muy novato, y ya tengo clarísimo que mi objetivo será correr la del 2009. gracias infinitas.